lunes, 22 de diciembre de 2014

Nuestro Belén

Es tradición en mi familia poner el Belén cada 13 de diciembre festividad de Santa Lucía, por eso en mi casa no podía faltar, pero el nuestro es un tanto especial, os cuento.

Nuestros pastores y pastoras van ataviados con trajes tradicionales de todos los rincones de Aragón, es por esto que pensamos que ubicarlos en una localidad aragonesa sería genial. Así que nos pusimos manos a la obra y realizamos maquetas de distintos edificios del pueblo donde vivimos.

Las lavanderas lavan en el río Martín bajo su singular puente colgante.




Pastoras llegadas de las localidades de: Fraga, Caspe y Calanda hablan animadamente en el camino de la Sierra de Arcos mientras un leñador andorrano se acerca a ellas.






Las ovejas, de raza Ojinegra, llegan de la mano de un pastorcico de los valles del Pirineo oscense y una pastora fragatina.



Por la empinada calle Teruel pastores de la sierras turolenses o pastoras de los valles oscenses, con su bancal a la cabeza, se van encaminando hacia el centro de la población.





En la plaza Mayor, frente al Ayuntamiento, se ha organizado una gran fiesta donde los músicos entonan jotas y boleros mientras dos bailadores de Miravete de la Sierra hacen las delicias de todos los que los contemplan.







Arriba, en la parte más alta y más antigua del pueblo, en lo que fuera la ermita de Nuestra Señora del Pilar José y María, que viste con el típico traje ansotano, cuidan del niño que ha nacido ya.




Nuestro Belén es tan especial que los Reyes Magos no vienen de Oriente, sino de las Sierras turolenses, de la localidad zaragozana de Sástago y de la comarca oscense de la Ribagorza.




 Con esta entrada os deseo a todo@s vosotr@s que me habéis acompañado durante este tiempo, que la Paz y la Alegría de Navidad perduren todo el Año Nuevo.



 .



2 comentarios: